Hoy hacemos la segunda donación de 2017 a nuestras entidades beneficiarias

Como cada año, donamos el 70% de los beneficios de nuestro patrimonio a tres instituciones de la ciudad: las Hermanitas de los ancianos desamparados, que gestionan una residencia de ancianos en Badajoz, Aprosuba 3 y la Asociación Española Contra el Cáncer en Badajoz.

Dolores Bas Mirón fue una mujer que durante toda su vida hizo gala de una gran preocupación por mejorar la vida de las personas más humildes de Badajoz, tal y como ya había hecho su padre, José Bas Rojas, el popular empresario pacense ‘Pepe Reyes’. Tanto es así que, junto a su marido, Francisco Arús, decidió que su patrimonio debía seguir sirviendo al bien común tras su fallecimiento. Así nació la ‘Fundación Dolores Bas de Arús, hija de Pepe Reyes’, que desde 2009 y por expreso deseo de doña Dolores se encarga de administrar su patrimonio para ayudar a instituciones de interés social radicadas en Badajoz.

La Fundación destina cada año el 70% de los beneficios de su patrimonio a tres instituciones de la ciudad, las más emblemáticas en su momento, y que abarcaban un amplio espectro de necesidades de la época por ella vivida: las Hermanitas de los ancianos desamparados, que gestionan una residencia de ancianos en Badajoz, Aprosuba 3 y la Asociación Española Contra el Cáncer en Badajoz.

En esta ocasión se hará entrega de 50.000 euros, a repartir entre las tres organizaciones, y es la segunda entrega que se hace en este año 2017. Con estas aportaciones económicas, las entidades beneficiarias sufragan gastos de personal e instalaciones principalmente, pudiendo dar un mejor servicio y atención a sus usuarios y usuarias.